Actualidad

16/05/2015

Tratamiento del trastorno de la aversión al sexo

Tratamiento del trastorno de la aversión al sexo

El trastorno de la aversión al sexo es una disfunción sexual cuyos síntomas son la aversión recurrente o persistente al contacto sexual genital con la pareja, evitándolo de forma constante. A diferencia de otros trastornos relacionados con el sexo, los pacientes que sufren de aversión al sexo presentan un alto nivel de ansiedad y pánico ante la actividad sexual, en algunos casos solamente les ocurre con determinadas prácticas sexuales, no con todas.

Este trastorno es mucho más frecuente en mujeres que en hombres, y puede ser primario cuando es de toda la vida, secundario si se ha adquirido en algún momento, global si se da de forma generalizada con cualquier práctica sexual o situacional cuando solo aparece con una pareja específica.

El padecer aversión al sexo puede tener como consecuencia romper con una pareja, evitar a posibles parejas, romper una relación cuando las probabilidades de que se propicie una situación sexual son elevadas.

Puede aparecer por experiencias sexuales negativas, también por la asociación del sexo a situaciones de gran ansiedad y pánico, un ambiente familiar muy represivo en ocasiones potencia la aparición de este trastorno.

La terapia que ofrecemos en Gabinete Psicológico y Sexológico para tratar este trastorno se basa en una reeducación y reestructuración cognitiva para eliminar los prejuicios adquiridos y posteriormente utilizamos técnicas específicas para cada paciente cuyos objetivos son:

1.   Reducir la ansiedad y pánico generados ante los contactos sexuales.

2.   Conseguir que el paciente disfrute de sus relaciones sexuales con plena satisfacción.

3.   Mejorar la vida de la pareja con la mejora del paciente.